Cáncer de mama, consejos para su detección y prevención

Cáncer de mama, consejos para su detección y prevención

¡El cáncer de mama puede curarse cuando se detecta a tiempo!

Una forma de detectar el cáncer de mama es con la autoexploración.

Las mujeres deben revisarse las mamas frecuentemente para buscar:

  • Cambios en tamaño y forma en una de las mamas
  • Aparición de una bolita en la mama
  • Aparición de una bolita en la axila
  • Cambios en la piel de la mama o la axila como hinchazón, enrojecimiento o hundimientos
  • Cambios en la forma del pezón, la dirección en la que apunta o que se invierta o se jale hacia adentro
  • Enrojecimiento alrededor del pezón
  • Salida de líquido de uno o los dos pezones
  • Dolor o incomodidad en una mama o en la axila y que no está causado por la menstruación
  • Inflamación en la axila

Estos cambios pueden indicar anormalidad benigna o maligna en la mama. Si tienes alguno de ellos, acude al médico inmediatamente para que te revise.

¿Cómo hago una autoexploración mamaria?

Lo más importante en la autoexploración es ver, conocer y revisar tus mamas en una forma habitual.

  • Toca tus mamas mientras te bañas, usando agua y jabón, o cuando estés acostada. Es importante tocar toda la mama, incluyendo la axila.
  • Observa tus mamas en un espejo. Mueve tus brazos hacia arriba de tu cabeza o a los lados de tu cuerpo. También puedes poner tus manos en la cadera. Debes poder ver tus mamas desde cada ángulo. Si tus mamas cuelgan, acuérdate de observar la parte de abajo.
  • Las mamas pueden cambiar con el embarazo, el amamantamiento o en diferentes momentos del ciclo menstrual. Es importante conocer cómo cambian en tu cuerpo.

¿Cada cuánto debo hacer una autoexploración mamaria?

La autoexploración mamaria debe hacerse por lo menos una vez cada mes. Lo ideal es que realices la revisión 10 días después del inicio de tu regla.

¿Qué debo hacer si encuentro un cambio en mis mamas?

Ve al médico inmediatamente si encuentras algo diferente en tus mamas. Es importante que confíes en ti misma cuando creas que algo no está bien. El cáncer de mama puede ser curable cuando se detecta a tiempo.

Si en la autoexploración nunca he notado cambios ¿qué otra cosa debo hacer para saber si tengo cáncer mama?

Aunque no tengas molestias, es importante que después de los 40 años te revisen las mamas con un estudio llamado mastografía. La mastografía es una radiografía que ayuda al médico a detectar pequeños cambios en las mamas que quizás no puedes ver ni tocar con la autoexploración. En ocasiones, la mastografía puede ser incómoda y dolorosa. Sin embargo, la molestia dura solo un momento.

¡Pregunta a tu médico cuál es el centro de salud u hospital más cercano para hacerte una mastografía!

Después de la mastografía, es importante que el médico te explique tus resultados y te indique en cuánto tiempo debes repetir el estudio. Normalmente este estudio debe de realizarse anualmente.

Un estilo de vida saludable puede protegerte del cáncer de mama:

  • Haz ejercicio regularmente
  • Lleva una dieta sana con abundantes frutas y verduras. Pregunta a tu médico o enfermera cuál es tu peso normal para que lo puedas mantener.
  • Cuando tengas bebés ¡amamántalos!

Protección de Datos Personales

DIRECCIÓN DE OPERACIÓN DE PERSONAL

Capital Humano

Para activar tus datos y tu perfil en BOLSA DE TRABAJO online Da click aquí.

Nota informativa: Si eres seleccionada(o) para ingresar a laborar a los servicios de salud del Estado de Puebla, no es requisito indispensable presentar certificado médico de no embarazo y virus de inmunodeficiencia humana (VIH).

QUEJAS Y DENUNCIAS